Casas en 24 horas con Impresión 3D

Los edificios que aparecen de la noche a la mañana construidos por enormes máquinas ya no son algo de ciencia ficción

Una constructora con sede en Shanghai ha dado un paso más y ha comenzado a crear las primeras viviendas del mundo realizadas con impresión 3D. Hasta ahora, Yingchuang Construction Techni ha construido más de una docena de casas con esta tecnología, incluyendo una villa y el edificio impreso en 3D más alto del mundo, una torre de cinco pisos.

Para ello, la empresa utiliza cuatro impresoras 3D, de 6,6 metros de altura y casi tan anchas y largas como una pista de baloncesto. La “tinta” que utiliza es una mezcla de cemento y residuos ecológicos, muy rentables para la construcción e incluso afirman que más sólidos que el tradicional hormigón.

Lo más sorprendente, dentro de que todo parece sacado de una película de Hollywood, es el tiempo de impresión/ construcción. Las cuatro “máquinas” pueden imprimir 10 casas de 200 metros cuadrados en 24 horas, llegando a tardar tan solo una semana en montar una villa de 1.100 metros.

Además, esta tecnología puede ahorrar entre el 30% y el 60% de los materiales de construcción y acortar el tiempo de producción entre 50% y 70%, disminuyendo el coste de la mano de obra entre un 50% y un 80%, afirma la empresa.

Hasta el momento, la empresa ya ha recibido pedidos de varios países y está trabajando en Dubai en el primer edificio de oficinas del mundo construido gracias a la impresión 3D.