Comienza el Young People Programme para formar a 30 jóvenes en educación audiovisual como vehículo del cambio social, organizado por Canon líder mundial en soluciones de imagen

Del 24 de junio al 5 de julio, en el espacio de innovación La Nave, ubicada en Villaverde (Madrid), 30 niños, entre 14 y 18 años, seleccionados de 18 colegios diferentes se forman en educación audiovisual con el objetivo de promover y apoyar los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU. Por segundo año consecutivo, se celebra una nueva edición del Young People Programme organizado por Canon, líder mundial en soluciones de imagen.

Este programa cuenta con el apoyo del Alto Comisionado para la Agenda 2030 del Gobierno de España, asistiendo a la presentación del mismo la Alta Comisionada, Cristina Gallach, quien ha ofrecido una ponencia a los participantes sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas.

Los ODS serán el marco de referencia sobre el que trabajarán los jóvenes a través de un taller teórico-práctico, con el objetivo de contar sus propias historias a través de la imagen, teniendo la oportunidad de convertirse en “changemakers”.  Los participantes, de entre 13 y 18 años de edad, disfrutarán de más de 60 horas de formación teórico-práctica de la mano de grandes profesionales de la imagen.

Grandes nombres de la fotografía al frente del programa

El Canon Ambassador Jaime de Diego, reconocido fotógrafo deportivo y publicitario, continuará al frente del programa como profesor en esta segunda edición: “Me siento muy feliz de continuar con este programa que sirve para  formar a los jóvenes en imagen. Mi objetivo es que estos alumnos sean capaces de mostrar a través de la fotografía los temas que les preocupan y que puedan finalizar la formación con un gran trabajo técnico y creativo”.

El programa también incluye masterclasses especiales impartidas por fotógrafos profesionales como el reportero gráfico Santi Palacios, ganador de World Press Photo 2017, o Ángel Díaz, Redactor Jefe de fotografía Agencia EFE.

En esta ocasión, además, asistirán como invitados dos participantes del año pasado, que contarán su experiencia a los nuevos participantes y les darán consejos para aprovechar al máximo el programa. Los jóvenes han destacado que “estamos muy felices de venir a contar a los nuevos alumnos lo que vivimos el año pasado en el Young People Programme, fue una gran experiencia y animamos a los nuevos afortunados a disfrutarlo”.

Prácticas centradas en los ODS

Además, los jóvenes realizarán un proyecto práctico de fotografía o vídeo en el que seleccionarán un problema social, lo contarán a través de imágenes y reflexionarán sobre cómo pueden aportar soluciones para combatir dicho problema y convertirse así en verdaderos “changemakers”.  En esta ocasión, algunos de los ODS en los que se centrarán serán:

    • Comedor social (1, 2, 10)
    • Clase de defensa personal para víctimas de violencia de género (5)
    • Barrio sostenible (13 y 15)

Al finalizar el programa un jurado compuesto por profesionales de la imagen valorarán, individualmente, los trabajos de los estudiantes.

Empieza por Educar y Canon apuestan por la igualdad de oportunidades

El programa educativo ha sido diseñado en colaboración con la ONG educativa Empieza Por Educar, quien se ha encargado de dar difusión a la iniciativa entre los colegios colaboradores y de seleccionar a los 30 jóvenes participantes. Esta organización tiene por objetivo la lucha contra la inequidad educativa, trabajando colaborativamente con otros para lograr un sistema educativo basado en la igualdad de oportunidades para todos los niñas y niñas, independientemente de su origen socioeconómico.  Beatriz Morilla, Directora General de ExE, ha señalado que: “Este proyecto representa una oportunidad única para nuestros alumnos. La combinación de la formación liderada por los fotógrafos de Canon unida al trabajo por proyectos con los jóvenes, facilitado por los profesionales de Empieza Por Educar hace del Young People Programme una iniciativa de alto valor añadido para nuestra ONG”.

Desde Canon, Gema Escudero, directora de Sostenibilidad para la Región Suroeste de Europa en Canon destaca que: “esta iniciativa está desarrollada dentro del programa Young People Programme Europeo que se realiza en el marco de los ODS. Esta segunda edición afianza este programa que arrancó el año pasado y que deseamos avance con éxito”.

 

Web Young People Programme: http://youngpeopleprogramme.es/primera-edicion/


¿Por qué invertir en capital humano?

Afirma Simon L. Dolan que, de los cuatro capitales que necesita una empresa para competir y asegurar su sostenibilidad a largo plazo -financiero, humano, estructural y relacional-, el único que no garantiza esta ansiada competitividad y sostenibilidad a largo plazo, es el capital financiero

Efectivamente, el capital financiero compuesto por los activos fijo y circulante de la empresa es susceptible de ser aportado, prestado, aumentado, o amortizado, en el devenir de la actividad empresarial.

Incluso puede ser adquirido por la competencia, en su continuo esfuerzo de eliminar cualquier desventaja competitiva, que pudiese detectar en términos comparativos.

Sin embargo, los otros tres capitales requieren ser desarrollados internamente en la empresa, de una manera concienzuda a lo largo del tiempo, y son mucho más difíciles de ser imitados o duplicados por la competencia, asegurando de esta forma, la diferenciación competitiva y la sostenibilidad de la empresa.

Analizando primero el capital humano, que engloba los conocimientos, habilidades y actitudes de los empleados de la empresa, nos damos cuenta de que es uno de los activos más difíciles de obtener, ya que requiere detectar, atraer, desarrollar y retener, el tasado talento personal existente en el mercado.

El desarrollo interno del capital humano es una actividad estratégica que la empresa lleva a cabo con mimo y tesón, a lo largo del tiempo, con sus empleados, convirtiéndose en uno de los factores de retención, atracción, motivación y lealtad de los empleados, más importantes.

Excluyendo las prácticas más hostiles de selección de empleados, basadas en el “fichaje” de los mejores empleados de la competencia, la dotación y desarrollo interno del talento de una empresa, supone una apuesta a medio y largo plazo, por los empleados de la empresa, que corresponde a la mutua lealtad exigida.

Asegurar este primordial capital humano, facilita a la empresa obtener los otros dos capitales estratégicos, que sí aseguran su competitividad y sostenibilidad, a largo plazo, y son la base del dinamismo empresarial, a corto y medio plazo. Me refiero ahora al capital estructural y al relacional, ambos generados por el factor humano (los empleados) de la empresa.

Entendemos por capital estructural, al conjunto de patentes, el “know-how”, y el I+D+i de la empresa. Teniendo en cuenta la 4ª revolución industrial que ya tenemos encima (5G, ordenadores cuánticos, Internet de las cosas, la robótica e Inteligencia Artificial), el capital humano se convierte en factor clave para asegurar la integración y adaptación, de estas realidades.

Finalmente, es el capital relacional el que desempeñado por nuestros empleados (capital humano), garantiza las mejores relaciones personales con todos los agentes económicos de la empresa; clientes, proveedores, socios, inversores, agrupaciones laborales y patronales, analistas, medios de información y medios sociales, y resto de la sociedad a la que servimos.

¿Queremos generar la reputación corporativa que, unida a la rentabilidad empresarial y a la responsabilidad social, se conviertan en factores sólidos de diferenciación y competitividad de nuestras empresas? Pues tengamos muy claro que no podremos hacerlo sin revisar y actualizar constantemente nuestro capital humano. Lo contrario sería una grave irresponsabilidad.

En una época de profunda, amplia y rápida transformación de la Sociedad, y la actividad económica, no podemos permitirnos la obsolescencia del primordial capital competitivo de la empresa; nuestros empleados. Citando al admirado profesor, autor y economista Peter F. Drucker, “el mayor peligro en tiempos de turbulencia no es la turbulencia, es actuar con la lógica del ayer”.

Por eso, sí podemos concluir que invertir en el desarrollo y la formación de nuestro capital humano, se convierte en la primera obligación de un empresario que pretende la competitividad y sostenibilidad de su empresa, a corto, medio y largo plazo.

Autor: Antonio Iturmendi Mac-Lellan, Socio Director de Crestcom International, en España. Profesor de grado en Universidad Francisco de Vitoria (UFV, Madrid) y postgrado en UFV e ITG Tajamar


Formaciones de Sappi sobre el papel y los medios impresos: ¿Cómo comunicar de manera eficaz en la era digital?

Sappi imparte de manera periódica formaciones sobre el papel y los medios impresos en Madrid y Barcelona dirigidas a agencias, diseñadores gráficos, impresores, editores y aquellos profesionales que trabajen con el papel como soporte de comunicación.

En esta formación, impartida por Juan Manuel Martínez, Jefe Técnico de Sappi, aprenderá:

  • Cómo se produce el papel
  • Cómo elegir el papel que más se adapte a sus proyectos
  • Cuáles son los beneficios de este soporte para sus clientes
  • Las nuevas aplicaciones del papel para comunicar de manera eficaz

La próxima sesión tendrá lugar en Barcelona el viernes 8 de marzo 9.30h a12h.

Para inscribirse y más información: nieves.lopez@sappi.com

www.sappi.com/sales-office-iberica

Sobre Sappi y Sappi & You:

Sappi es el principal productor europeo de papel estucado para  revistas premium, catálogos, libros y publicidad impresa de alta gama. Sappi Europe, cuya sede central europea se encuentra en Bruselas, es reconocida por su innovación y calidad. Sus marcas de papel gráfico incluyen las gamas Magno™, Quatro ™, Vantage ™, Royal, Galerie ™ y GalerieArt ™. Algro®, Leine®, Parade®, Fusion® y atelier ™ son las marcas de soluciones innovadoras de papeles especiales y cartones.

Sappi & You es  un servicio a medida  que le ofrecemos para obtener el máximo rendimiento de su negocio , mediante un conocimiento de la industria y una excepcional oferta de productos. Sappi le proporcionara  algo más que productos de primera clase, hacemos programas diseñados a su medida para ayudar a su empresa a obtener el máximo rendimiento.

 

Los papeles Sappi se producen en fábricas acreditadas con la certificación ISO 9001, ISO 14001 y OHSAS 18001 y el registro EMAS para todas nuestras fábricas en la UE. Las fábricas europeas de Sappi poseen la certificación de cadena de custodia de Forest Stewardship Council (FSC®) y / o el Programa de certificación forestal (PEFC ™).


Heidelberg centro de formación

Heidelberg y Antalis inauguran un espacio para la formación en España

Paralelamente a las actividades de los Print Media en Wiesloch, Heidelberg Spain abre un espacio especialmente  pensado para la formación en el ámbito digital y Prinect.

El pasado 26 de Mayo Heidelberg Spain inauguró el nuevo espacio-showroom que ha de servir como centro de instrucción y espacio para los nuevos programas de formación que la empresa va poner en marcha en breve.

El centro está estructurado como una imprenta exprés, en la que se podrán hacer demostraciones de flujos combinados, Prinect, sistemas de corte e impresión digital. Heidelberg Spain contará con Antalis como Partner y recibirá soporte técnico desde el PMC de Wiesloch-Walldorf (Alemania). Desde Cornellà, Barcelona se espera poder cubrir el vacío que existe en referencia a la capacitación de los maquinistas de equipos digitales. “Nuestra intención, comenta el Responsable de Formación, José Huertas, es ayudar a las imprentas a conseguir productos diferenciados de la competencia y con un alto valor añadido”

Los centros de demostración en Wiesloch-Walldorf, el PMC y el PMP son instalaciones muy potentes, con más de 5700 m2 y 100 instructores que gestionan más 1200 demostraciones al año. Los Print Media están pensados y diseñados para cubrir cualquier necesidad en referencia a cualquier equipo de Heidelberg. Pero a nivel local, la necesidad surge a la hora de cubrir otro tipo de necesidades, por eso se crea este espacio  más flexible y cercano que permitirá  al mercado nacional acceder de forma sencilla a la tecnología digital y su capacidad más allá de una simple impresión.

Cursos de formación para maquinistas de impresión digital

El showroom de Heidelberg Spain presentará pronto un programa de cursos enfocados en conseguir trabajos gráficos con un alto nivel de valor añadido, en donde se combinarán el potencial de diferentes soportes suministrados por Antalis y especialmente pensados para la impresión digital  con las posibilidades de aplicar tóner especiales, barnices o reservas  y también estará dirigido a impartir formación e instrucción sobre el Workflow Prinect.


efecto formacion

Efecto Formación, clave de éxito empresarial

En el año 2015 aproximadamente en España había 1.432.000 empresas, de las cuales en torno a 350.000 se han beneficiado del crédito de formación programada por las empresas. Los expertos de Efecto Formación nos dan las claves para conseguir alcanzar el éxito mediante la formación.

Muchas de las empresas no utilizaron este crédito de formación, entre otros motivos, por el desconocimiento de la vía de financiación para las empresas pero también por la situación de incertidumbre que se generó con la publicación de la Ley 30/2015 de formación para el empleo.

“La bonificación es sólo un incentivo a al cual todas las empresas que coticen tienen derecho, pero el valor lo aporta la adecuación de las acciones formativas a las necesidades de la empresa”.

Con la publicación de la Ley, la Formación Bonificada pasa a llamarse Formación Programada por las Empresas y tiene entre sus finalidades, afrontar los cambios que necesita el modelo productivo español para generar un mayor número de empleos de mayor calidad y que las empresas españolas sean más productivas.

La Formación Programada por las Empresas es la que realizan para sus empleados y por la que podrán bonificarse a través de las cotizaciones empresariales por formación a la Seguridad Social, en esta se contempla la posibilidad de organizarla con medios propios o bien encomendando su organización a una entidad externa que domine la normativa y que sepa gestionar con rigurosidad la formación.

Efecto Formación

A Efecto Formación como expertos en el tema son muchas las empresas que les piden asesoramiento sobre cómo gestionar la formación de sus trabajadores. ¿Qué tipo es la que mejor se adapta a nuestra empresa? ¿Cómo puedo aprovechar de la mejor manera las ayudas a la formación? … Todas éstas son consultas que les plantean los directivos y responsables de recursos humanos con frecuencia. Cuestiones de vital importancia para lograr una gestión eficaz de los recursos formativos. Pero, ante todo, siempre hacen una recomendación: diseñar un buen plan de formación.

Consideran esencial, que las empresas al comenzar el año realicen un análisis de necesidades formativas y elaboren un plan alineado con el plan estratégico de la empresa, donde los trabajadores puedan actualizarse y mejorar su cualificación profesional, esto conlleva un aumento de la satisfacción y motivación, consiguiendo que los trabajadores sean más productivos y estén más involucrados en la organización.

Debido a la situación en la que España está inmersa, las empresas están siendo más productivas porque hay mayor competitividad entre ellas. La formación de sus trabajadores es primordial. Las personas son el valor añadido que las diferencia a unas de otras. Por ello hay que resaltar la importancia de la formación como camino para mejorar la productividad empresarial.

Efecto Formación es testigo de la evolución que han tenido sus clientes con la detección de necesidades y con la elaboración de un plan, han detectado mayores resultados globales de la empresa.

Consideran la Formación Programada por las Empresas como un elemento clave para conseguir que los recursos humanos sean lo más eficaces posibles, para maximizar la productividad, y entender la formación como una inversión, clave del éxito empresarial.


Formación profesional

Salesianos reconoce a neobis su labor como organización colaboradora en Formación Profesional de Artes Gráficas

neobis, Asociación de la Comunicación Gráfica, recoge el galardón Salesianos con el que la organización educativa le reconoce la importante labor realizada como organización colaboradora en su programa de Formación Profesional.

Durante el encuentro con el mundo de la Formación Profesional, organizado por Salesianos el viernes pasado en Madrid, el Rector Mayor de Salesianos, el español Ángel Fernández Artime, hizo entrega de estos galardones de reconocimiento a las diferentes empresas y Administraciones Públicas educativas colaboradoras. Fernández Artime agradeció a los asistentes el trabajo conjunto que realizan en favor de la formación y la inserción laboral de los jóvenes, y los ha animado a continuar con esta labora tan beneficiosa. “Algunas intervenciones pueden cambiar la vida de una persona para siempre”, comentaba el Rector Mayor.

Centros Salesianos de Formación Profesional de Artes Gráficas

En la actualidad, los Salesianos están presentes en más de 130 países y trabajan por la educación de niños y jóvenes, en especial los más necesitados. En España cuentan con 53 centros Salesianos de Formación Profesional reglada, a los que acuden cerca de 25.000 alumnos acompañados por más de 1.800 profesores. Estas escuelas disponen de una amplia oferta de ciclos de distintas familias profesionales entre la que se encuentra Artes Gráficas.

neobis, como Asociación de la Comunicación Gráfica, colabora en el desarrollo de estos centros de Formación Profesional dedicados a la formación de los jóvenes en materia gráfica.

Gracias a este tipo de colaboraciones, los alumnos pueden realizar prácticas y también experiencias de Formación Dual y completar así su preparación entrando en contacto con la realidad laboral.

Presidente de neobis, Alvaro García, recoge el galardón de reconocimiento Salesianos


formación en artes gráficas

Formación de Calidad en el Sector Gráfico

¿Cuál es la formación más adecuada para los empleados, actuales y por venir, de la empresa gráfica tanto del presente como del futuro?

La necesaria formación para nuestro sector pasa por formar mandos directivos, mandos intermedios y técnicos así como auxiliares de diversos tipos.
La formación que tenemos implantada, sin entrar en detalles de leyes que se suceden sin solución de continuidad asociadas a los devenires políticos, viene a establecer tres categorías claras: la reglada, la continua y la ocupacional. Todos estos tipos pueden tener carácter público, en régimen de concierto o ser formación estrictamente privada.

En cuanto a las necesidades de las empresas para cubrir puestos de trabajo se complementan con los requisitos más comunes:

Mandos directivos: Si la empresa recurre al mercado laboral demandará estudios universitarios aderezados con algún máster especializado, idiomas y experiencia contrastada. Si opta por la promoción interna, estos requisitos en algunos casos pueden obviarse y pasa a ser más valorada la promoción atendiendo a la valía personal y la formación continua, aunque corre el peligro de basarse en criterios poco objetivos y por lo tanto dañinos a largo plazo.

Los mandos intermedios también pueden ser contratados desde el mercado laboral. En este caso los técnicos de grado superior se hallan en una excelente disposición para acceder a tales empleos, si bien lo más adecuado en estos casos es que procedan de promoción interna tras un tiempo de adquisición de experiencia y con la experiencia complementaria continua necesaria.

Los titulados técnicos de grado superior y de grado medio son los candidatos ideales para cubrir, de forma inmediata y con productividad asegurada a muy corto plazo, los puestos de técnicos en las distintas áreas de la empresa. En la actualidad existe un buen sistema para que estos titulados se integren en las empresas aun sin terminar sus estudios, como requisito necesario y ciertamente este modelo está funcionando.

Los auxiliares pueden perfectamente proceder de la formación profesional básica, (antes Programas de capacitación profesional inicial), que como quiera que se llamen ahora, o en el futuro, son un magnífico vivero para chicos que, en su corta vida pueden haber pasado serias dificultades y que tras el paso por estos estudios pueden hallar su oportunidad e integrarse con capacitación contrastada en nuestras empresas o proseguir los estudios que hemos mencionado.

Presente y futuro de la formación para el sector gráfico

Los ingleses, que son muy prácticos a la hora de nombrar las cosas, denominan a los estudios de FP “Vocational Studies”, lo que podemos traducir con literalidad: estudios vocacionales, lo cual ya de por sí es un concepto bonito para trabajar.

El caso es que la formación para el sector gráfico en este país comienza cojeando en los niveles más elevados ya que no existen estudios específicos de rango universitario en relación con nuestro campo, a diferencia de países en los que nos podemos y debiéramos reflejar: Alemania, Inglaterra, Estados Unidos… de ahí que las empresas deban acudir a titulados superiores con estudios no directamente relacionados con la actividad gráfica y que por lo tanto necesitan un periodo de adaptación que puede ser más o menos largo. Nada malo en si mismo, algún que otro gran profesional conocemos que se ha incorporado de esta manera a nuestras empresas… Lógicamente la situación ideal pasaría por la educación específica en este campo.

Donde estamos fuertes, barramos para casa, es sin duda en la formación profesional. Independientemente de los planes de estudio, lo cierto es que nuestras aulas se llenan de alumnos con ganas de hacer carrera en nuestro sector, lo que habla mucho a favor de la salud del mismo a pesar de la perpetua crisis en la que nos hallamos. Los empresarios siguen confiando en los centros de formación, acogiendo a nuestros alumnos y mostrando la debida consideración por los profesores; los proveedores nos confían sus máquinas cada vez más, herramientas y materiales con la positiva idea que si ayudan a los centros se ayudan a si y los resultados  son evidentes ya que los alumnos pueden utilizar sus equipos y si han quedado satisfechos los demandarán en las empresas a las que se incorporen, serán futuros mandos, etc.

En cuanto a la formación continua o formación para empresas, ésta tiene por lo general un carácter privado aunque en buena medida subvencionado, y bien gestionada es una formación absolutamente necesaria, imperativa diríamos, para los empleados. Más aún en un sector como el nuestro, condenado sin remedio al cambio continuo. En esta formación jugamos un importante papel los centros de formación especializados y sin duda redunda en la mejora profesional de los trabajadores y en la deseada productividad.

Por lo que respecta a la formación ocupacional, observamos que está pasando por periodos extraños de cambios, diluyéndose en nomenclaturas varias y conceptos vagos que, por un lado incrementan los controles en la formación que se imparte (herencia de malas gestiones pasadas) y por otro dan carta blanca en este tipo de formación altamente especializada a empresas que no son precisamente especialistas en este campo (¿autoescuelas dando formación sobre edición y artes gráficas?), por lo que sería de interés un seguimiento exhaustivo por parte de las asociaciones que velan por los intereses del sector.

En definitiva, la formación en relación con las artes gráficas “pinta bien” podríamos decir. ¿Puede mejorar? Rotundamente sí, no obstante obtiene buena nota y con el esfuerzo de todos los implicados se pueden realizar los ajustes pertinentes.

 Autor: Jesús García Jiménez, profesor Departamento Artes Gráficas, Salesianos de Atocha.

Trabajo en equipo ¿un mito o una realidad?

El trabajo en equipo es absolutamente necesario en casi todas las empresas para conseguir sacar el proyecto empresarial adelante. Y aunque las ventajas que puede ofrecer a una organización el trabajo en equipo desempeñado correctamente cada vez son más conocidas, a la hora de afrontar con éxito esta manera de trabajar, las dudas surgen y no son resueltas adecuadamente.

La primera idea clave que hay que tener es que el trabajo en equipo ha de ser a la vez eficaz y eficiente, no entenderlo simplemente como una mera obligación por nuestro tipo de actividad o que deviene por el hecho de ser una organización empresarial que cuenta con varios trabajadores e implica procesos colectivos. Una empresa debe verse como una gran maquinaria y, cuánto mejor funcionen todos sus engranajes, mejores resultados obtendremos y la organización alcanzará sus objetivos empresariales y, por ende, el éxito.

Conseguir que el trabajo en equipo funcione

Para conseguir que el equipo o los equipos de trabajo que vayan a existir en nuestra empresa funcionen de manera óptima y sean un factor clave en el éxito de nuestra organización, es muy importante tener en cuenta los siguientes puntos:

  • Las personas que formen parte del equipo han de tener claro cuáles van a ser sus roles en el mismo, cuál va a ser el objetivo final del equipo, así como quiénes van a ser sus compañeros y quién será su superior jerárquico inmediato. Éste es el punto de partida inicial y necesario para comenzar con buen pie esta nueva andadura.
  • Los miembros del equipo han de ser personas diferentes entre sí, ya que la diversidad de ideas y de formas de trabajo aportarán riqueza al proceso productivo así como ayudarán a que surjan nuevos conceptos y enfoques que pueden potenciar tanto al equipo en sí, como a la consecución de los objetivos que se ha marcado la propia empresa. Saber formar los equipos  es fundamental.
  • Asimismo, el superior jerárquico inmediato de cada equipo debe tener desarrolladas habilidades de liderazgo que le permitan efectuar una gestión eficaz del mismo. Es muy importante que sepa delegar las tareas adecuadamente asignando los roles a cada trabajador teniendo en cuenta cuáles de sus habilidades son las más potentes. Además, es importante que sepa orientar a los miembros de equipo en las primeras etapas de su trabajo conjunto donde pueden surgir más dudas en torno al desarrollo de los procesos productivos y, finalmente, ha de ser capaz de resolver de manera eficaz todos aquellos conflictos que puedan surgir dentro del propio equipo.

Con la aplicación de estos principios es posible lograr equipos de trabajo que se conviertan en un factor clave en el éxito empresarial.

Autor: Rosario Trasobares, Asesoría Jurídico Laboral


¿Cómo será trabajar en 2033?

En España no somos ricos en materias primas. Tampoco contamos con una posición geopolítica privilegiada, ni tenemos una colosal demanda interna. Nuestro gran atractivo es el conocimiento. Son las personas y sus capacidades, en definitiva el talento.

Fuente: PricewaterHouseCoopers

El futuro no está escrito. Pero el análisis experto y la prospectiva nos ayudan a dibujar escenarios previsibles de lo que está por llegar, y al mismo tiempo nos permiten identificar cuáles son las decisiones que incrementan la probabilidad de que esos hipotéticos escenarios nos favorezcan como empresas. Es un debate de hoy para que el mañana, sea cuál sea, nos coja preparados.

No hay consenso sobre lo que tardaremos en recobrar los niveles de empleo anteriores a la crisis. Lo que sí sabemos es que España tendrá menos población y que será más vieja, pero también será más abierta, estará mejor preparada y será más diversa.

Y lo que también conocemos es que el centro del crecimiento de productividad de la economía en la era de internet se ha desplazado como nunca a la innovación, es decir al talento humano aplicado, y por tanto la principal fuerza productiva del presente y del futuro son las personas.

Por este motivo, la fundación de recursos humanos va a desempeñar un papel crítico en nuestra economía en los próximos años. También será una pieza clave en los procesos de transformación y en la capacidad de adaptación a los cambios de las compañías españolas.

La gestión de los recursos humanos será imprescindible para atraer el talento del mercado global, retener a nuestros mejores profesionales, generar compromiso, consolidar la cultura de nuestras organizaciones y gestionar la diversidad, en especial la generacional.

La gestión del talento será también fundamental para adaptar las empresas a un mercado laboral distinto. En España se trabajará de otra forma. ¿Cómo?

Estas son las tendencias laborales que observa PwC:

  • Globalización y movilidad del talento: la competencia por el talento será a nivel mundial gracias a la tecnología  y a la globalización. El talento será universal y móvil.
  • Flexibilización del trabajo y valor de la marca personal: en los próximos 20 años habrá más contratos a tiempo parcial, la gente cambiará más de trabajo y será más habitual trabajar para varios empleadores.
  • Foco en la cualificación: en 2033 habrá 2.5 millones más de empleos para personas con formación media. En España, contrariamente a la tendencia global, serán las cualificaciones medias y no altas las que vivirán el mayor crecimiento de la oferta de empleo.
  • Medio ambiente, Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) y Turismo serán los sectores protagonistas: España se alinea con la tendencia mundial.
  • La pyme seguirá jugando un papel clave: más de la mitad de nuestra población activa seguirá empleada en pequeñas y medianas empresas. Aumentar el tamaño medio de nuestras pymes será fundamental para facilitar su acceso a la tecnología, a la innovación y a los recursos para la formación.
  • Seremos menos gente para trabajar: a pesar de que se creará un 1% de empleo anual, llegando a una tasa de paro del 6.7%, en 2033 habrá más inactivos y parados por ocupado debido al envejecimiento de la población

En 2033, el 66% de la población activa pertenecerá a la generación de “Millennials” (1980- 2000) y “Post- Millennials” (2001 y posterior), todos ellos nativos digitales. Verán el mundo como su portal de empleo y estarán acostumbrados desde muy jóvenes a crear y gestionar su marca personal en las redes sociales. Serán más internacionales, poseerán mejores habilidades interculturales y una mayor capacidad de adaptación que los profesionales de hoy, y sobre todo, serán mucho más emprendedores.


¿Qué des-motiva?

Uno de los factores clave para la consecución de los objetivos de una organización es la motivación de los trabajadores que componen la plantilla. La motivación es un elemento de carácter subjetivo difícil de conseguir y muy fácil de eliminar, tanto de los equipos de trabajo como de un empleado individual en concreto.

Autora: Rosario Trasobares, Asesoría Jurídico- Laboral

Debido a las falsas creencias que han calado hondo en la sociedad actual, en muchos casos se están empleando únicamente, como elementos motivadores factores que en muchos casos no lo son o, que en conjunción con otros, consiguen el efecto contrario: la desmotivación.

Uno de estos elementos de doble filo es el salario. En principio, se puede pensar que, ante un salario y unos beneficios sociales adecuados, la satisfacción del empleado y la implicación con el proyecto empresarial está más que garantizada. Por otro lado y, dada la actual situación económica general, la seguridad laboral puede verse como otro factor de motivación intrínseco a una relación laboral y al mantenimiento de la estabilidad en el empleo.

Sin embargo y, aunque son elementos que sí pueden generar en un principio muestras de motivación, no son los factores definitorios de la misma. Debemos tener en cuenta que, algunos de los elementos motivadores más importantes de una relación laboral, son los siguientes:

  • Las tareas encomendadas al trabajador, es decir, el contenido de su puesto de trabajo
  • La realización personal del propio trabajador a través de su puesto de trabajo
  • El reconocimiento obtenido por la labor desempeñada en la empresa
  • El progreso profesional, es decir, la adecuada gestión de su carrera profesional
  • La responsabilidad que le es otorgada en relación a su puesto de trabajo

Si por ejemplo, el trabajador está percibiendo un salario adecuado y cuenta con una seguridad laboral, pero no tiene ni reconocimiento por su labor ni visos de una carrera profesional adecuada, el trabajador perderá motivación. Por otro lado, si el empleado se realiza personalmente a través de su puesto de trabajo, tiene el reconocimiento por parte de su empresa etc., pero el salario no es adecuado ni a sus capacidades ni responsabilidades, no conseguiremos que la motivación sea clave en su relación para con la empresa.

Como vemos los elementos que generan motivación en nuestras plantillas son combinables entre sí dando distintos resultados positivos y negativos; es aquí donde radica la importancia de elegir la combinación correcta que dé como resultado la motivación de nuestros empleados que es uno de los factores claves para el éxito de nuestra organización.